El Clásico del fútbol español será uno de los más seguidos de los últimos tiempos. El Real Madrid, local en el duelo que parará al mundo, ya sabe que el Santiago Bernabéu se llenará el próximo 22 de abril y a falta de la venta de entradas, los palcos VIP del coliseo blanco ya han colgado el cartel de no hay billetes.
La cuantía de cada uno de estas salas de privilegio para ver el Clásico es de 1.600 euros y se agotaron hace exactamente un mes, el 20 de febrero, en las oficinas del estadio Santiago Bernabéu. Disfrutar de un Real Madrid-Barcelona no tiene precio y los afortunados que han conseguido un palco podrán hacerlo con todo lujo de detalles.
En el club tienen claro que el partido, de no tener el estadio límite de aforo, batiría todos los récords. “Podríamos llenar tres Bernabéus”, aseguran, lamentando que haya muchas personas que se vayan a quedar sin poder presenciar en directo el duelo entre los dos mejores equipos del mundo en los últimos años.
Antes del Clásico los aficionados madridistas tendrán la oportunidad de presenciar dos partidos de calidad inmensa, en los que su equipo contará con muchas cosas en juego y en los que, por supuesto, se espera un lleno absoluto. El primero llegará el sábado 8 de abril, a las 16:15, cuando el Atlético de Madrid visite el Bernabéu en uno de los encuentros más complicados que le quedan por jugar al Real. Un triunfo en el derbi significaría media liga para los blancos.
Unos días más tarde, el martes 18, el Real Madrid acudirá a su público para cerrar la durísima eliminatoria de cuartos de final de la Champions League en la que ha sido emparejado con el Bayern Munich. Las entradas ya se han puesto a la venta y desde 80 euros los madridistas acudirán a uno de los estadios por excelencia de Europa y en el que se vivirá una auténtica final anticipada.
Con la tecnología de Blogger.