Cristiano, víctima de la mala gestión de los asesores de Mendes


El culebrón Cristiano no ha hecho más que empezar. El astro portugués está muy enfadado por la denuncia de la Fiscalía y por se tratado como un delincuente en España y lo está pagando con el Real Madrid, pero lo cierto es que el club blanco no tiene ni culpa ni responsabilidad ninguna en estos asuntos fiscales en los que está envuelto el luso.
Es más, la entidad merengue se niega a pagar la multa de CR7 porque en la planta noble del Bernabéu están convencidos de que el error es de los asesores que llevan estos asuntos a Cristiano, es decir, de Jorge Mendes y su equipo. Sin embargo, también son muchas las miradas que apuntan a Carlos Osorio de Castro, abogado personal del jugador, que ha contratado los servicios de Baker McKenzie como especialistas en derecho penal tras la denuncia de la Fiscalía.
No corren buenos tiempos para Jorge Mendes, pues el tiempo está dando la razón al Real Madrid. El de Cristiano Ronaldo es el caso más popular porque estamos hablando del mejor jugador del mundo, pero ya son varios los representados por Mendes que tienen problemas con Hacienda, por lo que queda claro que son víctimas de una mala gestión por parte de los asesores encargados de este tipo de asuntos económicos.

Muchos casos

Y es que Cristiano es uno de los últimos casos, pero antes también tuvieron serios problemas con Hacienda otros jugadores representados por Gestifute, la empresa de Mendes. Por ejemplo, Pepe fue acusado de crear una empresa con la presuntamente defraudó más de tres millones de euros, aunque finalmente regularizó su situación. Algo parecido le ocurrió a Coentrao, que también tuvo problemas al cobrar los derechos de imagen mediante una empresa con sede en Panamá.
Pero ha habido más casos. Los ex madridistas Ricardo Carvalho y Di María, representados también por Jorge Mendes, fueron también fueron también denunciados por defraudar a Hacienda y ambos tuvieron que llegar a un pacto con el fisco español para que el problema no fuera más allá. En la misma tesitura estuvo Falcao, acusado de defraudar más de cinco millones de euros por el mismo asunto, los famosos derechos de imagen y su cobro a través de empresas en paraísos fiscales.
Poco a poco los clientes de Jorge Mendes han ido cayendo como un castillo de naipes, y el último ha sido el propio José Mourinho, al que la fiscalía ha denunciado este martes por defraudar 3,3 millones de euros a través de un entramado para ocultar beneficios por derechos de imagen.
Publicado por: ¡SÍGUENOS EN FACEBOOK!
¡SÍGUENOS EN TWITTER!
¡SÍGUENOS EN YOUTUBE!
Con la tecnología de Blogger.